Moyobamba, Perú.- Los pueblos kichwas, shawis y awajún de la región San Martín expresaron su preocupación por la intención del alcalde de Moyobamba, Oswaldo Jiménez, de construir una carretera que comunique las provincias de Yurimaguas (Loreto) y Moyobamba (San Martín).  Según expresó el presidente de la Coordinadora de Desarrollo y Defensa de los Pueblos Indígenas de San Martín (Codepisam), Jaime Tapullima Pashanase, la zona por donde la autoridad municipal tiene planificado construir la vía es territorio indígena y que de llevarse adelante el proyecto devastará no solo bosques sino también comunidades nativas.

Manifestó que el anuncio ha causado alarma entre los comuneros, a pesar de que ellos no se oponen al desarrollo, aclaró que tampoco están de acuerdo con las autoridades que ponen en peligro la seguridad de sus territorios y la vida en los bosques que ellos protegen. “No lo vamos a permitir”, afirmó el líder nativo.

Jaime Tapullima, hizo un llamado a las autoridades para que respeten sus territorios y sean conscientes de la importancia que tiene la conservación de los recursos naturales. Refirió que el pueblo indígena por primera vez tiene una concesión para mantener los árboles, como es el área Conservación Bosques de Angaiza. “Nosotros cuidamos los recursos de flora y fauna y no queremos que los destruyan”, reclamó.

El rechazo de estos pueblos también alcanzó a la interconexión de la carretera Yurimaguas-Balsapuerto-Moyobamba que propuso el presidente Pedro Pablo Kuczynski.

“Estamos muy preocupados por las declaraciones del presidente, ya nos estamos reuniendo para tomar medidas frente a este anuncio y de otras autoridades”, advirtió el dirigente nativo.

Redacción de SIGNIS ALC; fuente, La República