Valencia, España.- La organización mexicana Comunicación e Información de la Mujer AC (CIMAC) y los periodistas y fotoperiodistas agredidos por grupos de ultra derecha en la manifestación del 9 de octubre de 2017 en Valencia, España, fueron galardonados con el Premis Llibertat d’Expressió que entrega la Unió de Periodistes Valencians. La premiación se cumplió el 3 de mayo último, en el marco de las celebraciones del Día Mundial de la Libertad de Prensa.

La 37 edición de los Premis Llibertat d’Expressió 2018 la Unión de Periodistas de Valencia determinó este año reconocer también la labor de los periodistas y fotoperiodistas que el 9 de octubre del año pasado, fueron agredidos, verbal y físicamente, por grupos de derecha al cubrir la manifestación del “Día de la Comunitat de Valenciana”.

La Unió de Periodistes también decidió entregar un segundo premio, de ámbito internacional a la organización mexicana CIMAC, con la intención de distinguir el peligroso trabajo de los y las periodistas de México, quienes ponen en riesgo su vida diariamente para informar y valorar la labor de CIMAC por su trabajo periodístico especializado en género y la defensa de la libertad de expresión.

En la presentación de las y los premiados, la directora general de CIMAC, la periodista Lucía Lagunes Huerta, habló sobre lo que supone ejercer el periodismo en México: “Un país donde el periodismo independiente y crítico es castigado con la persecución, la violencia, el asesinato y la impunidad”, afirmó.

En un clima de debilidad democrática en México, en donde el sexenio de Enrique Peña Nieto ha causado estragos en la libertad de expresión, la periodista Lagunes Huerta resaltó que en los últimos 4 años han sido asesinados 34 periodistas en el país, ocho de ellas mujeres. Por lo que destacó la doble vulnerabilidad que es ser mujer y periodista en México: “no nos gustaría tener que elegir entre la vida y una noticia”, sentenció.

De ahí, indicó la directora de la organización, la importante labor de CIMAC en la defensa de la libertad de expresión y documentación desde 2002 de los casos de mujeres periodistas violentadas por su labor en México. En su último informe de 2017 llamado “El poder del cacicazgo", refieren que los últimos dos años, se han incrementaron en un 70 por ciento las agresiones a mujeres periodistas.

Por su parte, el fotoperiodista Germán Caballero, encargado de recibir el premio Llibertat d’Expressió en representación de sus colegas agredidos el 9 de octubre, habló de esa misma violencia que tienen un impacto distinguido en las mujeres periodistas: “Aquel día nos amenazaron, nos escupieron, nos lanzaron objetos de todo tipos, sufrimos agresiones físicas y verbales. Todo por hacer nuestro trabajo. Estos comportamientos violentos fueron especialmente duros con las manifestantes y las compañeras periodistas y fotoperiodistas, que sufrieron agresiones machistas durante todo el recorrido e incluso, algunas fueron asediadas sexualmente”.

La Unió de Periodistes Valencians es la organización que reúne a más de 600 de los periodistas valencianos de la Federación de Asociaciones de la Prensa de España (FAPE) y está integrada a la Federación Internacional de Periodistas (FIP). En 1981 entregó el primer premio de Llibertat d'Expressió que busca distinguir a las personas y organizaciones que se hayan destacado por la defensa de este derecho.ones y periodistas, asimismo cuenta con un espacio especializado en la documentación y acompañamiento de mujeres periodistas violentadas, con lo que emite periódicamente informes sobre este tipo de violencia.

El acto de entrega de los Premis Llibertat d’Expressió se cumplió la tarde del 3 de mayo, en la Universidad de Valencia en el Paraninfo del Centre Cultural La Nau.

Fuente: CIMAC