Varias organizaciones que promueven la defensa de la libertad de expresión reafirmaron el compromiso y solidaridad con los familiares de los tres comunicadores del Diario El Comercio, secuestrados en la localidad de Mataje, el 26 de marzo último.  Através de un pronunciamiento, que se hizo público este miércoles 11 de abril, cuestionaron también la forma en la que los gobiernos de Ecuador y Colombia "han manejado la información pública relacionada con el paradero de los periodistas".

Según señalan, durante estos 16 días las autoridades ecuatorianas señalado que los periodistas se encuentran en territorio colombiano en contradicción a lo planteado por las autoridades colombianas que han afirmado que los periodistas se encuentran del lado ecuatoriano de la frontera. "Los gobiernos no pueden continuar evadiendo responsabilidades mientras entregan información contradictoria a los medios de comunicación. El gobierno ecuatoriano no puede pretender ser la única fuente de información", dice parte del comunicado.

El pronunciamiento se dio a conocer luego de que la mañana de este miércoles 11 de abril de 2018, algunos medios de comunicación colombianos publicaran información en la que se afirmaba que los tres trabajadores de El Comercio de Ecuador habrían sido asesinados.

Sin que se hubiera confirmado su autenticidad, en redes sociales circuló un comunicado firmado por el grupo disidente “Frente Oliver Sinisterra FARC-EP” en el que afirmaban que el periodista, el reportero gráfico y el conductor habrían muerto.

En posterior rueda de prensa, el ministro del Interior de Ecuador, César Navas, dijo que “se están realizando las verificaciones tanto de la veracidad de los hechos descritos ahí como también del origen de la fuente de este documento”.  Así, el gobierno ecuatoriano afirmó estar realizando acciones de verificación. 

Frente a esta realidad, las organizaciones Fundamedios, CPJ, Reporteros Sin Fronteras y FLIP exigieron al grupo disidente “Frente Oliver Sinisterra FARC-EP” la liberación "de manera inmediata e incondicional a los trabajadores del diario El Comercio de Quito".

"En el marco de la Cumbre de las Américas los gobiernos de Ecuador y Colombia deben entregar a la opinión pública un reporte sobre todas las acciones emprendidas para la liberación de los secuestrados.

Es urgente que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos otorgue medidas cautelares para la protección de los reporteros atendiendo a la solicitud presentada por Fundamedios y la Fundación para la Libertad de Prensa", dice el comunicado.