Ciudad de México.- El mecanismo de protección a periodistas y defensores de derechos humanos, creado por el gobierno, no cuenta con presupuesto de operación para este año, lo cual impide ampliar su alcance ante situaciones de riesgo. A nivel operativo, sólo se cuenta con los recursos ordinarios para el sustento de la nómina de los responsables del mismo, integrantes de la subsecretaría de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación.

Según una reporte informtivo publicado en el periódico La Jornada, por esta carencia de presupuesto el mecanismo no podría admitir a más beneficiarios o, en tal circunstancia, tendría que hacer una evaluación y dar de baja a algunos, indicaron fuentes de Gobernación.

El fideicomiso creado para este fin comenzó sus funciones en 2012 con un monto de 40.8 millones de pesos. Al inicio del actual sexenio se incrementó a 127.5 millones y en 2014 se ubicaba en 118 millones de pesos.

Para 2015, la contabilidad del mismo refiere una disposición de 102 millones y en 2016, de 88.9 millones; no obstante, para 2017 el presupuesto para esta bolsa es cero pesos, de ahí que se han tomado los recursos de remanentes de ejercicios anteriores.

Miroslava Breach, corresponsal de La Jornada en Chihuahua, fue asesinada ayer cuando salía de su domicilio. El sicario dejó en el lugar de los hechos un mensaje que evidencia la relación del crimen con la actividad profesional de la víctima. Por lenguona, se lee en el cartel.

Ella no estaba registrada en el mecanismo de protección federal. Gobernación reportó al respecto: la periodista no se encontraba incorporada a este mecanismo de protección ni se advirtió en fuentes abiertas alguna agresión o amenaza en su contra.

Únicamente dijo que se ofreció apoyo a los integrantes de la agencia de noticias MIR, coordinada por la comunicadora asesinada, así como a su familia y colaboradores.

En este mes fueron asesinados otros dos periodistas, uno de Guerrero y otro de Veracruz. El funcionario dijo que han sido informado del avance en las investigaciones. Confiamos en que muy pronto los presuntos responsables serán puestos a disposición de la autoridad. (Fabiola Martínez)

Fuente: La Jornada