Ana Mirian Romero, una mujer lenca, integrante del Movimiento Indígena Lenca de La Paz, Honduras, MILPAH, y del Consejo Indígena de San Isidro Labrador recibió el Premio Front Line Defenders para defensoras/es de derechos humanos en riesgo 2016.  El reconocimiento fue entregado por la Sra. Mary Robinson, quien fue presidente de Irlanda y Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, y actual presidenta de la Fundación Mary Robinson - Climate Justice.

Durante casi una década, la homenajeada ha dedicado su vida a la defensa de la tierra y los ríos de su comunidad ante la destrucción causada por las empresas. En este compromiso, Ana Mirian Romero ha sido objeto de ataques armados, agresiones físicas, amenazas de muerte y campañas de difamación. A principios de 2016 su casa fue completamente quemada, y sus hijos se han visto obligados a abandonar la escuela debido al constante acoso del que son objeto.

Según explicó la señora Robinson en la ceremonia de premiación, "Ana Mirian, su marido y sus hijos son objeto de ataques armados, amenazas y acoso debido a su lucha por los derechos a la tierra de su comunidad indígena y el medio ambiente local, lo cual en última instancia tiene un impacto global".

"Las/os defensoras/es como Ana ponen en riesgo sus vidas para proteger el medio ambiente, no sólo para la generación actual, sino para las generaciones futuras"."A pesar de los riesgos que amenazan la vida de las/os defensoras/es de derechos humanos en Honduras, Ana Romero ha perseverado. El Premio Front Line Defenders es un reconocimiento al trabajo que Ana y tantas mujeres como ella llevan a cabo por el bien común, y tengo el honor de entregarle el premio aquí hoy ", manifestó Robinson en la ceremonia en el Dublin's City Hall.
Y es que, Ana Mirian Romero ha luchado por el reconocimiento legal de las tierras indígenas de su comunidad, y en contra de la instalación de la presa de Los Encinos hidroeléctrica, la cual destruiría sus medios de vida. En consecuencia, ella, su familia y los demás miembros de MILPAH son ahora blanco de repetidos ataques por parte de la policía, militares y civiles armados vinculados a la empresa hidroeléctrica.
En su discurso de aceptación del Premio Front Line Defenders en Dublín, Ana Mirian hizo un llamamiento hacia la protección de los/as defensores indígenas en todo el mundo, los cuales se enfrentan a riesgos personales extremos debido a su trabajo contra la destrucción corporativa de su tierra.
"No luchamos. Defendemos. Defendemos el río, los bosques, y el aire puro que respiramos. Eso es todo lo que queremos - tierra, aire y agua que no se contaminen por las presas. Estamos
perseguidos y amenazados por esto, pero lo hacemos por el futuro de nuestros hijos. No sabemos qué más nos va a pasar, pero estamos dispuestos y listos para defender lo que tenemos ", dijo Ana Mirian Romero en Dublín.
El Premio Front Line Defenders para defensoras/es de derechos humanos en riesgo honra anualmente la labor de defensores y defensoras que, de manera no violenta, contribuyen de forma extraordinaria a la promoción y protección de los derechos humanos en sus comunidades, a menudo bajo serios riesgos personales.

Fuente: CONEXIHON